Electronica basica
Ordenador energia eficiente

Ordenador energia eficiente

¿Cómo es un ordenador de energía eficiente?

Continuando con nuestro artículo sobre la energía eficiente aplicada a la electrónica, veremos como son los ordenadores de energía eficiente. Incluso los ordenadores que más consumen, no suben mucho la factura a final de mes. Si tienes un ordenador de sobremesa y un monitor a plena potencia durante diez horas todos los días, añadirá poco dinero a la factura anual. Sin embargo, imagina que tienes un negocio con cientos de empleados. Ahora imagina todos esos ordenadores en una gran oficina, más todos lo servidores y unidades de almacenamiento en las salas dedicadas a ello. No es de extrañar que todos estos ordenadores si gastan bastante energía, lo cual puede aumentar bastante la factura anual de una empresa o compañía. Los ordenadores también crean calor y hacen que el aire acondicionado tenga que trabajar mucho más para mantener la oficina refrigerada. Recientemente, varios fabricantes de ordenadores han introducido máquinas diseñadas para reducir los costes de energía de pequeñas y grandes compañías.

Dos de estos ordenadores es el llamado “Earth PC” y el “Earth Server”. Estos dos equipos vienen con un sistema de gestión de energía incorporado que mantiene las máquinas funcionando en modo espera todo el tiempo que pueden. También tienen unas fuentes de alimentación con un sistema especial que mantiene el equipo a una buena temperatura y reduce las facturas de aire acondicionado hasta un 30 por ciento en el proceso. Otro equipo de estas características es el Cranberry SC20, aunque no es exactamente un ordenador.

En lugar de eso, es algo entre un PC y lo que se conoce como clientes finos. Estos clientes son terminales de ordenador que pueden hacer funcionar todas sus aplicaciones de desde un servidor central. No tienen discos duros y no pueden hacer funcionar sus aplicaciones nativas. Se le suele llamar cliente fino por su forma delgada (del tamaño de una novela) aunque también se les conoce como “Clientes inteligentes”, por que tiene su propio software, ser controlado localmente e incluye puertos estándar  para conectar cámaras digitales, altavoces y otros dispositivos. Al residir las aplicaciones en Internet en lugar de en una máquina, es una forma de computación en nube. Solo consume unos 9 vatios, lo cual es mucho menos que un ordenador convencional.

Otro equipo que ya está disponible es el Mac Mini, el cual tiene una gran eficiencia energética. Es una pequeña caja cuadrada blanca con un DVD incorporado, y unos puertos para conexiones USB y dispositivos con Firewire. Tiene una fuente de alimentación externa y en su interior es como un ordenador portátil. Su funcionamiento es bastante silencioso y su consumo es de algo más de 20 vatios.

Hay otros dispositivos electrónicos, como por ejemplo los teléfonos móviles o iPods, que funcionan con baterías, y se nos suele olvidar que cargar y recargarlos añade costes a la factura de electricidad. Para estos dispositivos, hay empresas que están desarrollando maneras innovadoras para reducir la energía que consumen y que sean de energía eficiente también. Uno de estos equipos es el “Eco”, que es un dispositivo de mano que puede ser cargado con música y videos por medio de una tarjeta de memoria. Lo que no es estándar en este dispositivo, es que puedes recargar la batería con una entrada en la parte trasera, y un minuto de carga da para 45 minutos de reproducir música. Una de las cosas que se están investigando son algunas energías alternativas para poder alimentar estos dispositivos electrónicos.  Hace poco, se presentó un prototipo de teléfono móvil que podía funcionar con pequeña célula de hidrógeno. Esto podría ser una alternativa a las baterías de litio que se usan actualmente según sus creadores. El dispositivo puede ser cargado en tan solo diez minutos.

Una de las maneras más simples de cargar un teléfono móvil es ponerle un pequeño y adaptado panel solar. Varias compañías ya están vendiendo pequeños conjuntos de paneles solares que se pueden conectar directamente en los teléfonos móviles u otros dispositivos portátiles. Algunos de estos modelos permiten casi una hora de poder hablar con unas seis horas de exposición al sol. La tecnología solar no se limita a los teléfonos móviles. También hay prototipos de PDA que vienen con una unidad sensora que se adapta a nuestra muñeca.  Este sensor puede generar electricidad capturando la energía cinética de los movimientos naturales del brazo, como ya hace algunos relojes hoy en día.

Leer mas artículos relacionados